Agricultura

Gomas elásticas en la agricultura

Las gomas elásticas tienen un sinfín de posibilidades y son una solución ideal para la sujeción de cultivos. En el sector agrícola, la reina de las gomas elásticas para cultivo de exterior es la llamada goma ancla. Gracias a su elasticidad, la goma ancla ayuda al correcto crecimiento del cultivo y respeta el crecimiento natural de las plantas. En concreto, la goma ancla se aplica en cultivos frutales, de olivar, almendros, ornamentales o forestales, así como para el atado y emparrado de las viñas.

Asimismo, el vino es una de las señas de identidad de España. Nuestro país es el que más terreno dedica al cultivo de la vid. Según datos de la Encuesta del Viñedo que realiza el Ministerio de Agricultura, España tiene una superficie total de viñedos para vinificación de cerca de un millón de hectáreas. En este contexto, la goma ancla de exteriores se vuelve imprescindible en la guía y sujeción de las ramas de la viña al tutor.

¿Por qué elegir goma ancla para exteriores?

Las técnicas agrícolas del entutorado y del emparrado, utilizadas en numerosos cultivos, requieren una solución para el atado y sujeción que permita el crecimiento de la planta sin estrangularla y que además sea resistente, duradera y rápida. Por este motivo aconsejamos la sujeción de cultivos con goma ancla.

Nuestra goma ancla está especialmente formulada y diseñada para dar solución a estas necesidades: su elasticidad acompaña el crecimiento de la planta y la sencillez de su manejo y su alta durabilidad a la intemperie la hacen idónea para el atado de árboles frutales u ornamentales a guía o a tutores en plantaciones de espaldera.

Asimismo, la goma ancla proporciona un sistema de emparrado especialmente indicado para las viñas, puesto que el atado con goma ancla en viñedos sirve para sujetar el sarmiento al emparrado.

Características de la goma ancla

Nuestra goma ancla está fabricada con caucho sintético de primera calidad con prestaciones idóneas frente a los agentes atmosféricos, con una alta resistencia a la exposición solar, al ozono y a temperaturas extremas. Además, la elasticidad del caucho permite el crecimiento natural de la planta sin dañarla.

Por otra parte, la goma ancla tiene una fácil colocación, puesto que su saliente en forma de ancla permite una sujeción óptima y resistente al peso del fruto y al empuje del viento. Debido a su ágil manejo, este tipo de goma ahorra tiempo y mano de obra frente a otras técnicas de emparrado y entutorado como el hilo de rafia o macarrón. Otro punto a su favor es que son reutilizables y reciclables.

Para más información no dudes en contactar con nosotros en el 965 10 76 03 o por email en info@bandex.net. También puedes visitar nuestra página web y enterarte de todos nuestros productos y novedades.