Agricultura Agroalimentario reciclado

Francia: Atar las hortalizas con Goma Elástica, evitando el plástico.

Se termina el sobreenvasado con plástico de frutas y verduras en los supermercados. Atar las hortalizas con Goma Elástica, evitando el plástico, es una opción.

El Gobierno que preside Emmanuel Macron ha aprobado ahora el decreto, basado en dicha ley, para prohibir los envases de plástico en frutas y verduras frescas. 

En este artículo te contamos todos los detalles y además qué pasa con los productos españoles enviados a Francia. 

Detalles de la medida

La medida empezará a aplicarse el 1 de enero del próximo año, cuando se pondrá en vigencia un calendario progresivo para dar más tiempo a las frutas y verduras más delicadas. En todo caso, el proceso debe completarse como máximo el 30 de junio de 2026.

En concreto, a partir del 1 de enero de 2022 se venderán sin plástico alrededor de una treintena de frutas y verduras frescas sin procesar. 

Las verduras serán las siguientes: puerros, calabacines, berenjenas, pimientos, pepinos, patatas, zanahorias, tomates redondos, cebollas, nabos, repollo, coliflor, calabaza, chirivías, rábanos, tubérculos y alcachofas de Jerusalén.

Las frutas son: manzanas, peras, naranjas, clementinas, kiwis, mandarinas, limones, pomelos, ciruelas, melones, piñas, mangos, maracuyá y caqui.

En cuanto al resto, el decreto aprobado establece un calendario en el que los comercializadores deberán encontrar soluciones alternativas para el envasado antes del 30 de junio de 2026. Se trata de frutas y verduras que presentan un mayor riesgo de deterioro cuando se venden a granel.

Es el caso de melocotones y albaricoques, frutas completamente maduras; semillas germinadas, frutos rojos e incluso hortalizas tempranas, es decir, cosechadas en primavera, antes de alcanzar la plena madurez.

Se estima que el 37% de las frutas y verduras se venden en la actualidad en envases, por lo que se calcula que esta medida permitirá suprimir más de 1.000 millones de envases de plástico innecesarios cada año.

Las exportaciones españolas, también

Esta medida afectará, no solo a los productores franceses, sino a todas las empresas que quieran comercializar frutas y hortalizas en Francia, y, por tanto, a las españolas.

Históricamente, ambos países han tenido una buena comunicación en lo relacionado con tratados comerciales, además, al tener una misma frontera hace que este intercambio sea cada vez más constante. 

Dos características del mercado francés, generan oportunidades únicas. 

Por un lado el desarrollo de los productos BIO, donde España puede aportar gran cantidad de productos y opciones.  

Y también el sistema de distribución del país vecino, con canales que mejoran cada año y que permitieron un incremento de la demanda, llevando las frutas y verduras españolas a supermercados, hipermercados, grandes superficies, pero también a las fruterías y clásicas tiendas de barrio. 

España exporta a Francia frutas y hortalizas por valor de más de 3.000 millones de euros al año, ya que el país galo es el segundo destino de nuestras exportaciones, solo por detrás de Alemania.

Considerando los productos, se exporta a Francia, un total de 1,4 millones de toneladas de frutas, siendo las principales, naranja, mandarina, sandía, limón y melón, aunque con volúmenes también elevados de fruta de hueso y fresa. 

La exportación de hortalizas se elevó a 874.896 toneladas, siendo las primeras, calabacín, lechuga, pimiento y tomate.

Esta era una vieja aspiración del movimiento ecologista y las organizaciones de consumidores, que también buscan presentar una medida similar en España. 

Estas entidades recuerdan que la mayoría de frutas que se venden en las grandes superficies ya están provistas de su propio ‘envase’ natural, la piel, que además se desecha a la hora de consumir el producto

‘Desnuda la fruta‘ es una campaña en marcha para imitar el modelo ahora adoptado en Francia.

Por ello, consideran que carece de cualquier sentido práctico envolver a estas frutas y verduras en plástico, que a menudo termina yendo a parar al medio natural.

Gomas elásticas de caucho natural 

Nuestro producto de caucho natural es una solución para el sector de las frutas y verduras. 

Aptas para el contacto de alimentos, son la solución ideal para atar los tallos del producto y sujetar sus hojas consiguiendo así preservar la humedad y mantener su frescura. 

La agrupación del producto mediante el atado de la goma elástica facilita la presentación adecuada para el consumidor final, sin la necesidad de utilizar el plástico para la sujeción.

Su aplicación puede ser: 

Atado de tallos de acelgas, espinacas…

Sujeción de hojas de lechugas, achicoria y demás verduras de hoja…

Agrupación de espárragos, zanahorias, puerros, cebollinos…

Por supuesto que ofrece una sujeción elástica que no daña el producto, es reutilizable y tiene un atado fácil.

Escríbenos AQUÍ, y comienza a utilizar nuestra Goma Elástica de Caucho Natural y prepárate para los cambios que hoy el mercado está imponiendo.